Cómo Ser El Creardor De Tu Vida

Expandir la Conciencia con la Meditación

Como vimos en el artículo anterior, la meditación es uno de los expansores de la conciencia más eficaces. En este artículo, veremos una breve descripción de lo que es la meditación y cómo realizarla.

 

Que es la Meditación

La meditación es una respuesta en el sistema nervioso, y hay muchas maneras de activar esa respuesta. Una vez activada, fluyen ciertas sustancias químicas, las ondas cerebrales cambian de las ondas beta a las ondas alfa. Los sentidos se vuelven más agudos. El cuerpo se relaja profundamente, y la mente inconsciente viene más al frente, haciéndonos más receptivos y más receptivos a la sugestión.

La meditación regular produce una serie de beneficios fisiológicos y psicológicos probados por el laboratorio.

Algunas veces las personas hablan vagamente acerca de la meditación. Pueden referirse a caminar, bailar o moverse en la meditación. Ciertamente, estas actividades pueden alterar el estado de conciencia, pero es altamente improbable que ocurra la meditación.

La gente, a veces cita interesantes temas e ideas para contemplar en un momento de tranquilidad. Estos pueden inspirar, afirmar o de otra manera ayudarnos a sentirnos bien, pero no son meditación. Y, aunque bastante beneficioso, tampoco es la atención plena, la mayoría del tiempo.

 

Meditación y Expansión de la Conciencia

 

Como se Logra la Meditación

La meditación se puede lograr de muchas maneras, y, lamentablemente, hay quienes lo hacen innecesariamente complicado. Meditar es fácil y natural. La parte difícil es encontrar el tiempo para hacerlo sobre una base regular. Es muy similar a la condición física, en que la meditación regular se vuelve más fácil. Para la mayoría de las personas, los beneficios comienzan a fluir después de tres o cuatro semanas, de práctica regular.

 

Cómo se Medita

Hay muchas maneras, pero aquí hay algunos pasos simples que son eficaces en la meditación:

Encuentra un lugar tranquilo, donde no te molesten durante los próximos 20 a 30 minutos. Silencia los teléfonos y pide a los demás que se callen y que no te interrumpan.

Siéntate en una silla cómoda, con la columna vertebral recta, los pies en el suelo y sin los brazos o piernas cruzadas. Si puedes ponerte en la posición de loto, hazlo. Si prefieres acostarte, también puedes hacerlo, pero corres el riesgo de quedarte dormido, y por supuesto, el sueño no es la meditación.

Concentra tu atención en tu respiración y manténla allí durante el tiempo que puedas. Para ayudarte en la meditación, piensa en la palabra “in” con cada inhalación y la palabra “out” con cada exhalación. Puedes observar o sentir el aire, a medida que se mueve dentro y fuera de tus fosas nasales.

Es probable, que tu mente comience a alejarse de tu respiración, con la charla y la preocupación de la vida cotidiana. No te preocupes. Simplemente regresa suavemente a tu respiración. Con la práctica, obtendrás mejor resultado en esto.

Después de unos diez minutos más o menos, si has mantenido tu concentración en la respiración durante la mayor parte de ese tiempo, estarás meditando.

Es así de simple. Continúa, ya sea centrándote en tu respiración, o poniendo tu atención en algún otro tema singular, idea, afirmación, visualización, problema, etc Entonces, cuando estés listo para volver, sólo abre los ojos lentamente.

 

 

Recomendado Para Ti

Meditación para principiantes

Meditación Para Principiantes

La meditación paso a paso

La Meditación Paso a Paso

Ver Amazon Ver Amazon

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete al blog .

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Categorías

Contacto | Política de Privacidad | Términos y Condiciones | Política de Cookis

Copyright © 2010 – 2018 Luzblanca. All Rights Reserved.